Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 8 el Mar Mayo 25, 2010 3:59 am.
Últimos temas
» Hogwarts The New Age.
Dom Ago 08, 2010 2:35 am por Invitado

» Pide tu personaje Pre-Establecido o de la Saga
Dom Ago 01, 2010 11:19 pm por Lorcan Scamander Lovegood

» Marauder Time
Jue Jul 01, 2010 2:01 pm por Invitado

» Modeling World ~
Dom Jun 27, 2010 10:31 am por Invitado

» The Quimera Spread
Jue Jun 17, 2010 9:14 pm por Invitado

» Katy Maicrow
Lun Jun 07, 2010 8:02 pm por Katy Maicrow

» Registro de Licántropos
Sáb Mayo 29, 2010 5:15 pm por Rose J. Weasley

» Hugo Weasley
Sáb Mayo 29, 2010 5:08 pm por Rose J. Weasley

» Dragon Masters
Vie Mayo 28, 2010 12:19 am por Invitado

Puntos de las Casas
--- 30 puntos --- ---
Foro Hermano
Afiliados Elite
Still Believing
Afiliados aquí

# Sintiendose libre de todo ~ {Libre}

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

# Sintiendose libre de todo ~ {Libre}

Mensaje por Roxanne Weasley el Mar Mayo 25, 2010 11:20 pm

Una cabellera rojiza ondeaba al viento. Iba a un paso ligero, con la escoba al hombro, y la túnica reglamentaria de la escuela, ondeando igual que su pelo. Llevaba el cabello recogido en una coleta alta, y se podía ver bastante bien esos rasgos de los Weasley. Sobretodo a los de los gemelos. Ya que uno de ellos era su padre. Iba en dirección al campo de Quidditch. Aquella afición la había heredado de sus padres. Ya que ambos, en su juventud, jugaban en el equipo de Gryffindor de la escuela. Y claro, la mayor de los dos hermanos, no podía haberse interesado más por aquél deporte mágico. Una sonrisa alegre estaba bien plasmada en su rostro picaro. Pues ella era un pequeño demonio. Como su padre. Una chica tarviesa, y alocada, que le gustaba hacer de las suyas cuando podía.

Aunque ahora solo iba a centrarse en una cosa. En volar, y sentir esa sensación de libertad, en cuanto la escoba se alzaba del suelo, al igual que todo tú cuerpo. Esa sensanción de como si flotaras. O mejor dicho, como si volaras, pero sin nada. Llegó al campo, y caminó hasta el centro de este, para pasar después, un pie por encima de la escoba, y dar una patada en el suelo, subiendo por fin. Cerró los ojos disfrutando de aquél momento. - Yuuuuhuuu - chilló para sacar toda esa adrenalina que se le había acumulado en el cuerpo.
avatar
Roxanne Weasley
Gryffindor
Gryffindor

Femenino ●Mensajes : 7
●Fecha de inscripción : 25/05/2010
●Localización : Subida en algún árbol de Hogwarts
●Trabajo : Estudiante de Hogwarts
●Personalidad : Alocada, buena amiga, soñadora, valiente y arriesgada.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: # Sintiendose libre de todo ~ {Libre}

Mensaje por Isadora Digraccie el Miér Mayo 26, 2010 12:39 am

"No se por que a los chicos les gusta tanto el quiddich si no le veo nada de interesante. Pero ahhhh, vere el por que se emocionan por practicar ese bendito deporte. " pensaba mientras estaba caminando por los pasillos para ir al campo de quiddich. Tenia mi tunica del colegio, con el emblema de mi casa en ella y una bufanda para protegerme del frio y mi larga cabellera, que esta suelta en estos momentos, se movía con el vainven del viento; pero no se despeinaba, estaba muy liso y suave.

Tenía en mis manos el libro de "Quiddich a Través de los Tiempos." y en mi rostro había una cara de en qué rayos estoy pensando. Era como si yo hubiese cometido el peor de los pecados capitales. La razón era porque no tenía que estar aquí. El quiddich no era mi mundo; pero tenía que estar aquí.Era raro en mi ir a ese terreno de lo desconocido que era el campo del quiddich porque sinceramente no me latia ese deporte, y soy pesima en ello; sin embargo lo que si me gusta es la equitacion y el ballet, esos deportes muggles son los que realmente me atrae. Y es por eso que me consideraban rarita en el sentido del caso, el quiddich no me gusta. Pero la realidad no es que no me gusta. A mi si me gustaba de niña, hasta que yo cumplí mis cinco años. Fue a esa edad donde yo nunca más volví a saber del quiddich.

Cuando finalmente llegué a la cancha; por fin llegué al mundo de lo desconocido. Sentí la brisa otoñal en todo mi cuerpo y respiré el aire del terreno; pero eso me daba igual. Me senté en unos de los bancos que utilizaban para presenciar los juegos, abrí con avidez el libro y comencé a leer. Pero de repente, al leer algunas líneas del libro, vagué por el valle de los recuerdos y fue entonces que recordé la razón por la cual me es indiferente el quiddich.

(Flashback, hace doce años atrás.):

En un castillo de Roma, Italia, una familia adinerada y de sangre pura estaban pasando un pasadía familiar al aire libre haciendo un picnic francés. Los hombres de la familia estaban preparando una parrillada, mientras que las mujeres estaban conversando animósamente y velaban de sus hijos.

Entonces los pequeños de la familia estaban jugando al aire libre con escobas de quiddich a Caballitos Voladores. Los niños estaban vestiditos con togas de la época de la mitología griega, y se estaban divirtiendo, en especial una preciosa niña con dulce y suave rostro, y de precioso pelo castaño claro muy larguísimo y en bucles. Era Isadora Digraccie, cuando tan solo tenía cinco años.

-Mami, mami, ¿puedo jugar a caballitos voladores?- preguntó la castaña a una mujer preciosa muy parecida a ella.

-Si muñequita. Pero solo ten cuidado.- dijo su mamá abrzándola y jugueteando con el larguísimo pelo de la pequeña.

-Gracias mamita.- exclamó la pequeña. Besó a su mamá y se fue corriendo a reunirse con sus primos y primas.

-Arriba.- gritó la niña y tomó su escoba en sus manitas. Entonces se acomodó para volar. Y comezó a volar su escoba, muy rápido. Tan rápido era su velocidad, que todos sus primos y hermano mellizo al verla se emocionaron; pero los adultos, en epecial su mamá se asustaron.

-¡Weaahhhhh, dale Pegasos vamos a volar, weeaaaahhhh!- gritaba la pequeña. mientras iba a toda velocidad con la escoba.

-Isa, cariño ten cuidado. - gritaba asustada su mamá

-¡Weahhh, que diver... ohhh ohhhh!- pero la niña notó que estaba a punto de chocar con el árbol; pero era demasiado tarde. La pequeña trató de reducir la velocidad, pero no pudo y chocó redondita al árbol y se cayó.

Todos se preocuparon y al ayudarla a socorrerla la niña se levantó con un bracito roto y con ganas de maldecir la escoba y el árbol. Y comenzó a llorar amargadamente.

-¡No quiero mirar una escobajamás en mi vida!- gimoteaba la castaña y así fue.

(Fin del flashback y volviendo al presente)

Desde ese día juré que jamás vería o pensaría de una escoba en mi vida. Pero en el fondo estaba por romper mi promesa por mi bendita curiosidad. -¡Oh Isa, eres una testaruda!- gritaba mientras me daba con la mano en mi cara. En realidad yo no queria lastimarme. Ni siquiera tocar una escoba. Pero luego vi a una chica pelirroja que se notaba que le gustaba el quiddich. Se veia llena de alegria y tenia adrenalina. Ella se notaba que jugaba bien. Era una fabulosa jugadora. Me sente y comencé a aplaudirle de lejos.
avatar
Isadora Digraccie
Prefect@ de Ravenclaw
Prefect@ de Ravenclaw

Femenino ●Mensajes : 18
●Fecha de inscripción : 25/05/2010
●Localización : A donde quiera que estés, yo estaré.
●Personalidad : Tímida,algo introvertida, muy sofisticada, elegante, femenina, vanidosa; pero muy culta, inteligente, cariñosa, tierna, frágil , dulce y con una bella sonrisa.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.